Inmigrantes y explotación

Como este MCRC no es un partido politico, y convoca a todos los sectores de la sociedad civil, no debe pronunciarse sobre cuestiones sociales. Pero, como la libertad politica y la democracia afectarán a todos los residentes en España, el MCRC reconocerá el derecho constitucional de los inmigrantes a no ser discriminados, ni usados como ejercito amarillo en el mercado laboral. [AGT]

Sindicalismo fuera de UGT y CCOO

Si de algo me sirve mi experiencia laboral es para afirmar que la defensa del trabajador por cuenta ajena está en agruparse para defender sus derechos y eso se hace mediante la sindicación.

El mundo sindical es algo más que CC.OO. y U.G.T., esto que generalmente hay que vocear ante el silencio de los “media”, resulta penoso tenerlo que expresar en un foro como éste, generalmente bien informado.

Yo milito en la Confederación General del Trabajo (CGT) en el Sindicato de Banca de Madrid y, desde luego no me veo reflejado en la idea general que sobre el sindicalismo se ha expresado en este blog, que considero superficial e injusta sobre la mayor parte de los españoles que dedican una parte de su tiempo laboral, a laborar por sus compañeros, malquistándose con la Empresa, mientras una parte significativa de éstos se dedican a practicar la abyección con el jefecillo de turno en aras de un mayor estipendio o ¿poder?

No obstante, el tema da para más de un post y yo espero de la integridad intelectual de D. Antonio un análisis sobre el sindicalismo que subyace debajo de las grandes tramas que desfiguran la conciencia moral de España.

Y si ese análisis es sobre el sindicalismo en España no podrán por menos que salir esas mujeres y esos hombres que dedican parte de su tiempo a informar y tratar de formar a sus compañeros de tajo, taller u oficina (por simplificar), o a esos abogados que pierden dinero bregando desde las filas sindicales contra las fuerzas legales que defienden los intereses del capital. [Comentario original]

Mi breve articulo solo ha querido deslegitimar a los sindicatos estatales, y denunciar la corrupción de su burocracia dirigente. Pero en este MCRC se defenderá el derecho de libre sindicacion como uno de los derechos fundamentales de la República Constitucional. [AGT]

Los collegia de la época romana

Las jerarquías sindicales están compuestas por funcionarios sin haber aprobado una oposición pública – es decir, constituten una mafia funcionarial -, y con el refrendo de una minoría ridícula de trabajadores – ya nadie va a votar a las elecciones sindicales: apenas los trabajadores que dan su nombre para rellenar la lista -.

Frente a este sindicalismo gorrón, inútil y fantasmal con mucho poder, los collegia de la época romana, que se transformaron en los gremios medievales, eran civiles, útiles y protectores, que como hermandades aseguraba la supervivencia de todos sus miembros ( pagaban pensiones a ls viudas y a los huérfanos, pagaban los entierros, evaluaban la evolución educativa-laboral del aprendiz (”tirunculus”), y ostentaban un poder político y religioso tan efectivo en las “civitates” y “oppida”, que podían poner o quitar a los “duoviri” ( los alcaldes ) de las mismas, y vetar las decisiones políticas y económicas de los decuriones. Temiendo su inmenso poder, los emperadores del Bajo Imperio ( Constantino ) lo limitaron, y les impusieron gravosos impuestos que les hicieron perder gran parte de su carácter de beneficencia. Pero volverían a resurgir en la época carolingia. [Comentario original]

Comisiones Obreras

En relación al comentario del Sr.Trevijano sobre la sociedad Laboral y en su análisis de la evolución de los sindicatos despues de la guerra civil, utiliza la expresión “…las prometedoras Comisiones Obreras”.

Como bien sabe el Sr Trevijano éstas fueron concebidas en sus origenes como un Movimiento Socio-Político en defensa de los derechos y demandas laborales de los trabajadores, albergando en su seno junto a la más destacada militancia obrera del Partido Comunista y otras formaciones comunistas a su izquierda , sectores diversos y muy activos en el mundo obrero de la Iglesia Católica. El Jesuita Padre Llanos fue un buen ejemplo evangélico, por su labor en Comisiones Obreras y en el movimiento ciudadano del Pozo del Tio Raimundo. Ese sindicato y ese movimiento socio-político al que siendo muy joven pertenecí, se planteó,como movimiento y sindicato clandestino,y dentro de su táctica de acción sindical presentarse a las elecciones sindicales que convocaban periódicamente los Jerarcas de la Organización Sindical de la dictadura franquista, de ese modo y según el tamaño de cada empresa o fábrica los activos militantes contra la dictadura coparon los cargos de representación entonces denominados, Jurados y Enlaces Sindicales, aprovechando con ellos los pocos requicios legales que la legislación dictatorial permitia a las clase trabajadora de entonces a la par que nos permitía llevar a cabo una labor de proselitísmo político entre los trabajadores en favor,en defensa de la democracia política la libertad sindical y el fin de la dictadura.

Le felicito Sr Trvijano por su riguroso y acertado análisis sobre el sindicalísmo actual. Sólo me queda el orgullo de aquella espéndida juventud activísima en política y sacrifica a mayor gloría de las instaladas burocracias de partido y sindicales. Un sola esperanza albergo, no ser derrotado por segunda vez. [Comentario original]

Mantuve un estrecho vínculo con Comisiones Obreras desde su nacimiento. La reunion clandestina que preparo la huelga de octubre del 67?, no pudo ser impedida por la policia, porque yo mismo la orgabicé en la fabrica de medias Vilma (plaza de Castilla), y los asistentes de toda España no conocieron el sitio de la reunión hasta una hora antes, mediante varios emisarios que envie a los lugares de llegada. Cuando la policia se enteró ya no pudo deterner más que a mi secretario personal.

Ademas, CCOO entró en la Junta Democratica una semana antes que el PC. Y cuando presenté la Junta en el Parlamento de Estrasburgo resalté la novedad de un sindicato unitario de diversas ideologias. En la contestación a mi discurso, el Comisario del Mercado Común, Chaysson (Ministro de Asuntos Extranjeros con Mitterrand) dijo que la idea sindical de la Junta democrática era la “picûre” que necesitaba el sindicalismo europeo para despertar.

El único amigo que conservo de aquellos tiempos es Marcelino Camacho, con quien compartí Carabanchel. [AGT]

Salvaje cantonalismo socio-laboral

La Sociedad Laboral, como cualquier concepto, se puede enfocar desde diversos ángulos, entre ellos el de generación de prosperidad colectiva. Existen otros, tales como innovación y desarrollo de la cultura (formación, investigación, progreso, bienestar común, etc.), equilibrio economía y paz so-cial, ocupación y desarrollo personal, disposición de recursos para el ocio y descanso, previsión futura para la madurez, y de forma complementaria la equidad distributiva, la igualdad, la justicia y la solidaridad.

Los elementos esenciales que deben procurar e incentivar esas acciones son la educación, la em-presa, el gobierno y la legislación “a quo”. Todos estos factores están, o deben estar, al servicio de la mayoría. Si existieran obstáculos, se removerán para disponerlos al servicio colectivo; es la su-pervivencia armónica de la Sociedad lo que está en juego.

Pero cuando diversos agentes se vician e incluso se oponen a ese propósito, la Sociedad Laboral fracasa y vulnera los compromisos empeñados. Así los educandos no encuentran su profesión, los investigadores no hallan vías de aplicación y excelencia, los trabajadores no están motivados (dentro y fuera de la empresa), los jubilados están siempre amenazados en su pensión, no hay normas claras para las empresas, no hay proyectos estatales comunes, ni utopías que perseguir, …

El mérito, la voluntad, la calidad, el provecho universal, el prójimo, la satisfacción recíproca, la recompensa de colaboración, el equipo científico, las metas colectivas, el prestigio profesional, la integridad ética y moral, etc., todos estos factores y otros han sido y son combatidos por la individualidad, la suerte, la fama, el “pelotazo”, el privilegio, la exclusión a cierta edad, la corrupción política, la “desprogramación cultural”, el fraude laboral o economía sumergida, la alabanza de la pereza, “vivir el momento”, la insolidaridad, el refuerzo de lo que separa y enfrenta, etc.

Vamos hacia un cantonalismo socio-laboral en todos los aspectos. Los sindicatos no prevén las graves consecuencias de esta conducta social y se dedican a gestionar su “corrá” como la canción, sin potenciar la participación. La Sociedad Laboral no es distinta de la Política y ésta se encamina a la disgregación. Los partidos tampoco lo perciben y se disponen a llegar a las próximas elecciones, evitando la implicación y compromiso de la ciudadanía y propiciando el “sálvese quien pueda”. [Comentario original]

La condición obrera interclasista

Donde se da el trabajador como semantema, se crean intereses sociales, de cuya agrupación de individuos mantenida a todas horas surge, con proyección de poder ,el sindicato. La evolución del sindicato, viene decantada por la evolución transferible de los modos de vivir del conjunto social al trabajador. La manutención del sindicato, en sus líneas forales frente a la propio desplazamiento de los trabajadores en cuantoa gustos, voto, formas de socialización apreciadas, deja al sindicato o bien en función de seguir y asumir callando esa senda o bien la de recolectar de la larga lista de viejas reivindaciones las que más puedan seleccionarse y recordarse como propias del ” TRABAJADOR”.

Este vive en los burgos, va a playas estivales, y convierte sus actos en interclasistas. Creer que el trabajador, es un ser a aparte es convertirlo a veces en juguete del sindicato, quitarle autonomía para saber lo que quiere o saber quién es. Autogestión de sus propios intereses, con enlaces sindicales, y que estos enlaces no tengan que salir por obligación de las ubres terráneas de los mismos sindicatos de siempre; facilidad para sindicarse y misma fuerza de los convenios colectivos y convenios locales entre empresarios y trabajadores, en orden a su llegada al BOE. El par empresario-trabajador, sea por que se quiera libremente este, otro , el mismo. [Comentario original]

Tan de acuerdo estoy con su analisis de la actual condicion obrera interclasista, que la concepción de los sindicatos y partidos obreros ha devenido anacrónica. Si el modo de estar en las relaciones de produccion, determinaba segun Marx) el modo de pensar ideologico, ahora lo hace el modo de estar en las relaciones de consumo. Lo cual hace del obrero un individuo universal, no sectorial.

Los status plurales del trabajador, como usuario de servicios, consumidor de mercancias y tiempos de ocio, propietario de vivienda, espectador de amenidades, socio de club deportivos, jubilaciones, etc, no son distintos de los que tiene la burguesía profesional y autónoma. Esto explica el fracaso de la afiliacion a partidos y sindicatos que se llaman de izqierdas, porque continuan anclados en la tesis unidimensional de la condición obrera. Claro, en la propaganda demagógica, porque en la realidad los dirigentes de esos partidos y sindicatos no viven como los simples trabajadores, ni como la clase media, sino como potentados oligarcas. [AGT]

Libre competencia cientifica

La libre competencia muchas veces no es sinonimo de excelencia si no va acompanada de una dignificacion de la profesion. Te aseguro que en el pais mas creativo de Europa, que es Suecia, o en el mas liberal, UK, nunca se permitirian tener a la mayoria de sus miembros sin cotizar a la seguridad social, maxime cuando muchos han demostrado sobradamente su capacidad con exitosos posdocs trabajando en los mejores laboratorios mundiales.

La falta de inversion economica crea muchas de estas situaciones y curiosamente la gente que las padece, en lugar de reclamar mejoras, sigue servil, compitiendo por las migajas o intentando explotar al de menor rango, para librarse asi el de muchas cargas innecesarias. Todo eso se traduce en falta de productividad y de ilusion, absentismo laboral, corrupcion y emigracion. (Los medicos espanoles se van a Portugal o UK, y los cientificos ni aparecen o se arrepienten de haber venido como esta pasando con la mayoria de ramones y cajales).

La ciencia es un campo bastante especifico en el que muchas soluciones tienen que ser particulares al mismo. La libre competencia es necesaria aqui como en el resto de actividades y una evaluacion internacional de la excelencia de los grupos de investigacion tambien, para evitar la corrupcion, pero no pensemos que todo se va a resolver con la misma porque la ciencia es mucho mas compleja que cualquier actividad y resulta que los mayores avances, los proyectos mas innovadores son los que mas riesgo conllevan y los que menos resultados a corto plazo van a dar, pero son los que marcan la diferencia. Por otro lado ya ves lo que pasa cuando la presion es extrema, la ciencia se desvirtua porque los cientificos exageran la transcendencia de sus lineas de investigacion, se crean modas o se busca un contacto para salir en los medios, o peor se ponen a dos personas a trabajar en el mismo proyecto no para colaborar, sino para competir, y al final los resultados se falsean. [Comentario original]